La Fiscal Coordinadora de Criminalidad Informática, Elvira Tejada de la Fuente ha alertado este domingo, con ocasión del Día Mundial de Internet, sobre la adaptación de los ciberdelitos durante el confinamiento por pandemia de covid-19 que ha detectado su departamento, que incluye a delincuentes que se hacen pasar por organizaciones benéficas que recaban dinero para residencias.

En una entrevista distribuida por el gabinete de prensa de la Fiscalía General del Estado (FGE), que no incluye datos concretos sobre la ciberdelincuencia de éstos últimos meses, Tejada afirma que han detectado un incremento en ofertas fraudulentas con todo lo relacionado con la prevención y cura del Covid-19, por ejemplo, ofertas de mascarillas, de EPI’s de test del virus, etc».

También se han dado servicios fraudulentos para necesidades de confinamiento, como venta a domicilio de equipos para hacer deporte, de equipos electrónicos, o incluso contratación irregular de plataformas para ver cine o series.

Por ello, Tejada hace un llamamiento a la sociedad respecto del uso prudente de la red en los domicilios en este tiempo. La Fiscalía considera que la ciudadanía se ha volcado en el uso de redes sociales y de nuevas tecnologías sin tomar elementales medidas de seguridad, y esto supone que los delincuentes encuentran facilidades para el robo de nuestros datos personales y otras actuaciones ilegales.

DATOS DE 2019

En todo caso, la fiscal constata el incremento de los ciberdelitos durante el pasado año 2019, en especial las estafas y defraudaciones, que supone un incremento del 45 por ciento respecto del ejercicio anterior.

«El pasado año hubo más de 13.000 procedimientos judiciales abiertos por ciberdelitos. De ese total, más de 8.600 procedimientos lo fueron por estafas en la red. Eso quiere decir que un 65% de los ciber delitos son estafas», asegura.

Entre estas estafas o defraudaciones, se incluyen las estafas tradicionales mediante engaño a través de la red, es decir, ofertas fraudulentas de bienes o servicios, las defraudaciones con tarjeta de crédito o débito y las que se cometen a través de manipulaciones informáticas en las cuentas bancarias.

Además, a lo largo del año pasado la Fiscalía presentó más de 1.100 escritos de acusación por estafas en la red, lo que supone un 40 por ciento de incremento respecto del año anterior.

Leave a Reply